Cuando mi esposo y yo estábamos buscando donde mudarnos, visitamos muchos apartamentos y algo que me llamó mucho la atención es que ninguno tenía un closet empotrado.  De igual manera casi todos los apartamentos y casas que he visto desde que vivo acá.

Así era como yo conocía los closets en Venezuela, integrados en la pared y en todos los cuartos de la casa.  Sin embargo, aquí no se estila eso, los closets o mejor dicho los armarios hay que comprarlos por separado y armarlos uno mismo, o pagarle a alguien para que lo haga. Los cuartos en todas las viviendas vienen vacíos solo con sus 4 paredes.

Comparte: