Hola chic@s,

Esta semana les traigo una serie de dos entrevistas. Hoy les presento la entrevista a Montse, del Blog Kartoffeltortilla, y el jueves la entrevista que ella me hizo a mí.

Montse es española y tiene un blog sobre Alemania que me gustó mucho cuando lo descubrí, y por eso quise que ella nos compartiera sobre sus vivencias en este país.

Siempre me resulta super interesante leer sobre las experiencias de otros expats.

¡Espero que les guste!

Saludos ????

 

 

  1. El nombre de tu blog me encanta, cuéntame un poco sobre él.

Gracias 🙂 Pues el nombre del blog surgió una tarde de risas, hablando sobre las diferencias culturales entre España y Alemania. Las patatas son un ingrediente muy presente en la gastronomía germana y la tortilla de patatas es un plato que preparamos en mi familia para celebrar las grandes ocasiones así que… ¡Listo! Kartoffel Tortilla unificaba los dos aspectos. Comencé el blog en Münster, donde apenas encontraba información en español sobre la ciudad. Y poco a poco fue haciéndose más global y abarcando temas más universales para quienes se interesen por la forma de vivir en Alemania.

 

  1. ¿Qué te llevó a dejar España y venir a Alemania?

Pues supongo que lo mismo que a muchos de los españoles que andamos por estos lares: la crisis económica. La falta de oportunidades laborales en mi país me dejó claro que tenía que coger las maletas. ¡Aunque reconozco que Alemania no estaba entre mis destinos favoritos! 😛

 

  1. ¿Dónde vives y qué es lo que más te gusta de tu ciudad?

Ahora vivo en Colonia y, definitivamente, lo que más me gusta de esta ciudad es su gente. No sé si será por el Carnaval o por la interculturalidad de sus habitantes, pero siento que es mucho más cercana y comunicativa que en otros lugares de Alemania.

 

  1. ¿Te pegó venir a Alemania y vivir acá, o dirías que te adaptaste rápido y fácil?

Creo que la adaptación es un proceso que no termina nunca. ¡Aún estoy en ello! El comienzo fue muy duro. No hablaba el idioma y no conocía las normas sociales del país. Así que, al principio hubo días muy duros. Por suerte, poco a poco fui haciendo red y tuve la suerte de conocer gente realmente cariñosa que me arropó y me ayudó en mi proceso.

 

  1. ¿Qué es lo que más te gusta y lo que menos te gusta de vivir acá?

No voy a ser nada original al decir esto, pero lo que menos me gusta ¡es el tiempo! No tanto el frío, como la falta de luz. Lo llevo realmente mal. Y lo que más me gusta… Un montón de cosas: la sensación de orden, seguridad y ver que las cosas funcionan, tener oportunidades laborales, sentir que puedo tener (y tengo) un plan de vida con mi familia, la cercanía con la naturaleza, la importancia que se le da a los más pequeños, la distancia social…

 

  1. ¿Cuál es el rasgo de los alemanes que más te gusta, y el que menos te gusta?

Pues me parece que la respuesta para ambas preguntas es la organización. Me encanta que todo esté en su sitio, con sus reglas y sus normas, planificar con tiempo y tener un orden. Sin embargo, a veces, también me encanta improvisar. Y eso a los alemanes en general, creo que les cuesta un poco.

 

  1. ¿Cuál es el sitio que dirías que todo turista o inmigrante debe conocer al estar acá y por qué?

Uff…¡qué difícil! No creo que puedas quedarte sólo con un lugar. Cada sitio tiene una idiosincrasia y unos encantos diferentes. Pienso que Berlín es una visita obligada, aunque puede que demasiado turística. No soy imparcial al decir que se deberían darse una vuelta por Münster, donde viví dos años y en la que la naturaleza está muy presente en toda la ciudad. Pero ahora que resido en Colonia también me encanta. Düsseldorf es muy cosmopolita, Hamburgo, Múnich… Lo siento, ¡no soy capaz de contestar a esta pregunta! jajajajaja

 

  1. ¿Qué consejo le darías a alguien que quiera venir a vivir a Alemania?

Que se informe y se prepare todo lo que pueda antes de trasladarse. No sólo con el idioma y los trámites. También sobre su destino, el modo de vida alemán, saber si puede contar con una red de apoyo aquí… A menudo se idealiza Alemania y lo que se va a encontrar al llegar aquí.

 

  1. Si quieres añadir algo más, este es el momento 🙂

Migrar es un proceso duro. Hay muchas alegrías, pero también momentos duros, llenos de soledad y frustración. A menudo, se olvida hablar de ello y considero que los todos los expatriados deberíamos contribuir en romper esa idealización del proceso migratorio.

Comparte: