Esto es algo que me parece super dulce cada vez que lo veo. Las guarderías hacen frecuentemente paseos con los chiquitos. Siempre van por la calle 2 o 3 maestras con más o menos 20 niños.

Los pequeñines caminan en fila, en pares y tomados de las manitos. En algunas ocasiones, dependiendo a dónde vayan, se montan en los buses. En días lluviosos u oscuros, les ponen unos chalecos de seguridad con los que se ven super tiernos. A veces caminan por el centro de la ciudad o por los alrededores de la guardería, otras veces los llevan a comer helado, a una granja de animales o cosas por el estilo.

Siempre que se ve un grupito de chiquitos así en la calle con sus maestras, mucha gente sonríe y se les queda viendo con ternura, pues ciertamente es un momento para sonreír.

También las guarderías tienen unos coches o carritos super tiernos, con unos 6-8 puestos donde sientan a los más pequeñitos que todavía no caminan.

Para los alemanes es algo normal, están acostumbrados a verlo. Para mí es algo especial y lindo pues no crecí viendo algo así. Lamentablemente la situación de país en Venezuela no lo permite.

Comparte: