Uno de los destinos turísticos más populares de Alemania son sus iglesias. El país cuenta con más de 45.000 de estas construcciones, de las cuales más de 24.000 son católicas y más de 21.000 evangélicas (luteranas).

Estas obras alemanas son muy populares por su arquitectura y entre las más famosas se encuentran: la Frauenkirche Dresden, construida entre 1726-1743 en estilo barroco; la Kölner Dom, construida entre 1239-1880 en estilo gótico; y la Berliner Dom, construida en 1895-1905 en estilo neobarroco.

La iglesia más alta del país es la Ulmer Münster con 161,53 metros de altura, construida entre 1377-1890 en estilo gótico. La más antigua es la Trierer Dom, construida entre 1235-1270 combinando varios estilos: gótico, barroco y romano. La más pequeña es la Holzkirche Elend, construida en 1897 en estilo neogótico.

A estas edificaciones solo se puede entrar en ciertos horarios, y 1 o 2 veces al año se ofrece un día de las puertas abiertas, donde los visitantes pueden hacer recorridos por las instalaciones que normalmente no están disponibles para el público general. Asimismo en algunas de ellas se celebran, aparte de las misas y los servicios, conciertos de coros o música clásica.

Comparte: